Escrito en Servicios web | Sin comentarios | 22-09-2010

Antiguamente el navegador que dominaba en internet era el tan conocido Internet Explorer que venía de serie con los sistemas operativos de la serie de Windows, en aquellos tiempos también tenía un buen trozo de pastel Netscape, y los motores JavaScript de estos eran aún bastante pobres e ineficientes. Sin embargo al crear una web tan sólo se tenía que probar que la web funcionase en estos navegadores (dominando en última instancia Internet Explorer). Esto cambió radicalmente en cuestión de pocos años, multiplicándose las opciones para elegir navegador.

Esto afectó en gran medida al desarrollo web, puesto que ahora hay que diseñar una web teniendo en cuenta la compatibilidad con la mayoría de navegadores. Este es un punto a tener muy en cuenta a la hora de buscar una empresa de diseño web, puesto que nos tenemos que asegurar de que esta empresa contemple todos los navegadores para crear la web. Nuestra empresa de diseño y desarrollo web toma muy en serio este aspecto, mejorando la usabilidad a la hora de elaborar el sitio web.

A continuación daremos algunos consejos de cómo conseguir una página 100% funcional en la mayoría de los navegadores del mercado.

Lo primero que tenemos que pensar es, dentro de la programación web, que el código cumpla con los estándares actuales, es decir, los dictados por el W3C, que proporciona una herramienta para validar las web. Para una correcta validación tenemos que pasar por el validador tanto el CSS como el código HTML de nuestra web.

Una vez nuestro código haya pasado el validador llega la hora de probar nuestra página en un navegador, nuestra recomendación es probarla en una versión actualizada de Chrome o Firefox. Veremos que nuestra página se visualiza bien.
El siguiente paso será probarlo en distintos navegadores en dispositivos móviles (de los cuales ya hablaremos más adelante en otro post).

Seguramente al visualizar su página web en Internet Explorer, el diseño no sea el esperado o el que se visualizaba en otros navegadores. Pero no se preocupe, existen una serie de consejos para lidiar con estos problemas que diremos más adelante. Y en caso de no tener tiempo o experiencia para adecuar la página a la mayoría de navegadores siempre queda la opción de contratar una empresa de diseño web.

Deja una respuesta