Diferencias entre SEO y SEM

Escrito en Posicionamiento | Sin comentarios | 12-09-2019

Si has llegado hasta aquí, quizás estés interesado en saber cuáles son las principales diferencias entre el posicionamiento orgánico (SEO) y el posicionamiento de pago (SEM).

En este artículo te explicaremos cada una de ellas, pero para llegar ahí, primero debes saber que es SEO y que es SEM.

El concepto de SEO (Search Engine Optimization) se conoce como la optimización de los motores de búsqueda (Google, Yahoo, Bing…).  Y esto se traduce en conseguir que una página web se posicione en los primeros resultados de los buscadores de forma orgánica, es decir, de forma natural, sin tener un coste adicional como ocurre en el caso del posicionamiento SEM.

Seguramente cuando hable de posicionar en los primeros resultados de buscadores, haga referencia al término Google, ya que hoy en día, alrededor del 90% de las búsquedas que se realizan en España se producen a través de este buscador.

El concepto de SEM (Search Engine Marketing) es conocido como el marketing de los motores de búsqueda.  Cuando hablamos de posicionamiento SEM, estamos hablando de realizar publicidad online en buscadores a través de plataformas de pago como Google Ads o Bing Ads.

¿Cuáles son las principales diferencias entre el posicionamiento SEO y el posicionamiento SEM?

Diferencias entre SEO y SEM

1.- “Gratuito” o de pago

Sí, si comparamos SEO y SEM podremos decir que la principal diferencia es que en el primero no se paga cuando un usuario hace clic en una búsqueda concreta, es decir, el tráfico que llega al sitio web no tiene ningún coste a mayores.

Ahora bien, el posicionamiento SEO no es gratis, ya que se requiere de un especialista SEO para definir una estrategia con la que obtener resultados a lo largo del tiempo.

Por otra parte, con el posicionamiento SEM, ocurre lo mismo, si quieres tener éxito en una campaña de publicidad online, es necesario derivar ese trabajo a un especialista SEM, lo que ocurre en este sentido, es que tiene un “doble-coste”.

Lo primero es pagar a esa persona/agencia para que defina la estrategia SEM adecuada y conseguir resultados, y lo segundo es que se paga por cada vez que un usuario hace clic en tu anuncio, el anunciante pagará a Google (si utilizas Google Ads) siempre que el usuario acceda a tu página web a través de un anuncio de este tipo.

2.- Corto plazo o largo plazo

Seguramente sepas que realizar una estrategia SEO y obtener resultados orgánicos lleva su tiempo.

Es muy difícil conseguir resultados corto plazo, bien es cierto, que también depende de la competencia y del sector y de muchos otros factores, pero lo no normal es que una estrategia SEO sea a medio/largo plazo.

Si te dicen lo contrario, están tratando de engañarte, ya que no puedes garantizar a nadie que su página web va a estar posicionada por “x” palabras clave en cuestión de “x” días o meses.

Simplemente confía en un profesional que sepa hacer bien su trabajo y tarde o temprano obtendrás resultados. Como se suele decir la paciencia es la madre de la ciencia.

Sin embargo, si hablamos de SEM estamos hablando de resultados a corto plazo. Una vez tengas creada tu campaña en Google Ads o Bing Ads los resultados son casi instantáneos. En menos de 24h tus anuncios se publicarán en los buscadores y el usuario podrá acceder a tu página web a través de ellos.

3.- Visibilidad

La diferencia radica en que cuando realizas una campaña SEM, si la optimizas adecuadamente aparecerás en la primera página de Google de forma casi instantánea, y en función de la puja y otros requisitos que valora Google Ads aparecerás muchas veces en la primera posición de los buscadores.

Con SEO, como comentábamos anteriormente, no existe total garantía de que aparezcas en el primer resultado de Google, el que te diga lo contrario ¡te está vendiendo humo!

Bien es cierto que, con una buena estrategia de contenidos, linkbuilding y una buena optimización de la página web a lo largo del tiempo obtendrás resultados muy valiosos.

4.- Palabras clave

Cuando realizamos una campaña en Google ADS, podemos añadir el número de palabras clave que queramos, con la finalidad de llevar al usuario a una página o landing específica de nuestra web.

Sin embargo, en SEO aparecer por una palabra clave específica depende del contenido de nuestra web, la cantidad de páginas que tengamos en nuestro sitio web etc.

5.- Contenido

Normalmente cuando se realiza una campaña SEM, el objetivo está más orientado a la conversión, a la venta. El uso de estas Keywords (palabras clave) tienen un toque mucho más comercial que informativo, por eso el contenido de la página de aterrizaje debe seguir la misma línea que el propio anuncio en sí.

En el caso de los contenidos definidos en una estrategia SEO, los contenidos suelen estar más orientados a aportar valor al usuario, ofreciendo información relevante al lector y no tan orientados a la venta directa de un producto o servicio.

¡Ofrece valor y tendrás recompensa tarde o temprano!

6.- Duración en el tiempo

Cuando se realiza una estrategia de posicionamiento SEO de calidad, sin caer en penalizaciones, lo lógico es que los resultados perduren mucho más tiempo. La variación en los resultados orgánicos suele ser más lenta. Por tanto, si consigues escalar a las primeras posiciones y has hecho todo correctamente, es difícil que desaparezcas de las primeras páginas de Google.

Sin embargo, cuando realizamos una estrategia de posicionamiento SEM, en el momento que dejemos de pagar nuestras campañas, nuestros anuncios desaparecerán y por tanto nuestra web va a dejar de aparecer en las primeras páginas de resultados.

7.- Control

En SEM es más fácil tener en un control de todo lo que está ocurriendo. Podremos parar la campaña en el momento que queramos y volver a activarla, tener un presupuesto fijo diario/mensual y establecer un límite para que no pase de ahí, añadir y quitar palabras clave, crear nuevas campañas, crear nuevos grupos de anuncios o diferentes anuncios para cada palabra clave…

En SEO, el control sobre los resultados no se puede garantizar. Bien es cierto que ni una ni otra estrategia permite controlar todo al detalle, pero si conoces las diferentes herramientas, las sabes aplicar correctamente y sobre todo eres capaz de analizar e interpretar los datos tus campañas de marketing tanto de SEO como SEM obtendrás buenos resultados.

Ahora decides tu si escoger una estrategia u otra. Ambas son totalmente compatibles y ninguna es mejor que otra, depende del caso en que te encuentres.

Así que, si estás interesado en alguno de nuestros servicios o si necesitas asesoramiento para saber qué estrategia se adapta mejor a ti y a tus servicios no dudes en ponerte en contacto nosotros.

Somos especialistas en posicionamiento web y en campañas de marketing online, te ayudamos y asesoramos para que tu negocio tenga mayor visibilidad online y alcances tus objetivos.

 

Deja una respuesta